No suelo contestar a los comentarios que dejan los lectores de este blog personal, como tampoco busco entrar en polémicas, pero al llegarme hace nada un correo electrónico “comentando” la entrada Mieres, fiesta coral por San Juan, no puedo menos que publicarlo al no hacerlo en el mismo como suele ser costumbre y forma habitual cuando se está en acuerdo o desacuerdo con lo escrito.

Lo dejo literal, sin poner ni quitar nada, y cada cual que saque conclusiones.

De: FOLLAS NOVAS Coral Polifónica
Fecha: 19 junio 2018 a las 19:05:07
Para:
Asunto: Coral Polifónica Follas Novas

Sr. Pablo Siana.

El correo que le remito, pretende hacer algunas matizaciones a sus envenenados comentarios hechos desde la plataforma privilegiada que le otorgan los medios de comunicación.

Es cierto que los coros españoles (no dispongo de datos de los extranjeros), están formados en su mayoría por gente mayor a la que Vd. descalifica. Esta gente tiene la ilusión y el esfuerzo que realiza por la música y el canto en particular, y no es por tanto un geriátrico donde como Vd. Apunta van como los niños a un colegio. Nosotros no necesitamos SU preocupación, aunque no estaría de más SU apoyo.

Las voces de los coristas no son voces cansadas con emisiones incorrectas y desafinadas como menciona Vd. en su escrito, creo que el único desafine que encuentro es su mala intención al hablar solamente de lo mala que es nuestra Coral.

Dice asimismo en su atenta descalificación que el piano (electrónico), no era capaz de ponerse en sintonía con las voces aún a pesar de los esfuerzos de nuestro Director. Le informo que días antes del concierto pedí información sobre la existencia o no de piano en el auditorio, a lo que me contestaron que no, por lo cual hemos tenido que trasladar nuestro piano desde A Coruña y comprobando in situ la existencia de un piano de cola en el escenario (escondido) el cual no hemos podido utilizar.

En cuanto a la Suite latina que tan despectivamente nombra como del otro lado del charco, nos extraña que alguien que se autodenomina melómano, no sepa que la música es universal, y que cualquier obra musical puede ser interpretada o escuchada a cualquier hora del día o de la noche, con el estómago lleno o vacío.

Seguramente Vd. Se aburre ya que si el trato con el resto de la gente, es el que nos ha dispensado a nosotros, no dispondrá de muchos amigos con los que compartir experiencias. Y digo que debe Vd. Aburrirse, ya que no ha dejado ninguna de nuestras interpretaciones sin un poco o un mucho de veneno. Creo que ha llegado tarde al concierto pues no ha hecho mención a nuestra primera obra “Cantares” de J.M. Serrat, aunque me imagino que sufriría el mismo proceso descalificativo que el resto del concierto.

En su página web se presenta primero como músico y segundo como melómano, del primero se me hace extraña su pertenencia al gremio dado el grado de insensibilidad que tiene y del segundo creo que se ha equivocado al asistir al concierto del sábado creyendo que iba Vd. a asistir a los coros de la sinfónica de Londres, Berlín o New York.

Creo que es Vd. Un maleducado, por describirlo con un solo adjetivo, y además creo también que asistió Vd. a otro concierto distinto del resto del público, del que solo hemos recibido felicitaciones y aplausos (seguramente su ego pensará que el público no tiene ni idea). Lo que queda de este día nefasto para Vd. y agradable para nosotros es el calor del público y las atenciones recibidas del Orfeón anfitrión.

La falta de respeto de la que hace gala, por un  coro centenario, no nos deja más que la alegría proporcionada por el desconocimiento de Vd. en todos los años de nuestra existencia.

No quiero extenderme en mi relato, por lo que reciba nuestro más absoluto desprecio por una labor que Vd. realiza que no representa a gente de buenas intenciones.

Fernando Sandino Ráfales

Presidente Coral Polifónica Follas Novas